Los atrevidos: ¡Fiesta en el mercado!

fiesta en el mercado

La inteligencia emocional, ese término que seguramente escuchas muy a menudo desde hace unos años, y más, si tienes hijos. Pues he venido a decir que me parece el descubrimiento del siglo 20.

Tras acudir a varias charlas y hacer un curso sobre el tema, creo firmemente que se debería impartir “educación emocional” en los coles, porque eso nos haría humanos muchísimo más felices. De hecho ya se están llevando a cabo talleres en este sentido en muchos centros, tanto para niños como para adultos (en la escuela infantil de V, sin ir más lejos).

Así, a grosomodo, la educación emocional consiste en conseguir un autocontrol de las  emociones, pero en el mejor sentido de la palabra. Es decir, no se trata de cohibirte o reprimir lo que sientes, si no de identificar lo que te pasa, y utilizar las herrmientas adecuadas para cambiar esa emoción que te está haciendo sentir mal (miedo, rabia, etc).

¿Qué te parece explicado así? A mí me pareció chunguísimo la primera vez que lo oí, pero mira, con el tiempo y la práctica, lo voy consiguiendo, y os aseguro que es una cosa agradecida del todo. Vamos, que yo estoy en primero de infantil de inteligencia emocional, pero noto muchísimos avances de unos años a esta parte, y quizá, de haber sabido hace tiempo las cosas que sé ahora, habría madurado mucho mejor.

elsa_punset

Elsa Punset ha escrito varios libros para ayudarnos con la educación de la inteligencia emocional, así que tenía muchas ganas de leer alguno de sus cuentos para niños. Ha llegado a nuestras manos Los atrevidos: ¡Fiesta en el mercado!, que forma parte de la colección “El taller de las emociones“, compuesta por una serie de libros, ilustrados por Rocío Bonilla, que narran las aventuras nocturnas de 2 hermanos, 1 perro y la gaviota Florestán (la entrenadora de emociones).

Cada libro está dedicado a una emoción concreta, y a nosotros nos ha tocado la actitud positiva, que es algo fundamental para vivir bien, pero bastante complicado de mantener cuando vienen mal dadas.

IMG_4430.JPG

De acuerdo con que no siempre es fácil ver el lado bueno de las cosas (supongo que algunas ni siquiera lo tienen), pero la práctica hará que cada vez te cueste menos centrarte en la parte positiva de los acontecimientos.

Los libros de esta colección incluyen al final talleres para mapás y educadores con recursos concretos que se pueden aplicar en casa o en clase. En ¡Fiesta en el mercado! se recogen algunas pautas que así leídas, resultan lógicas, pero que a veces descuidamos sin daros cuenta, como por ejemplo, ser feliz, porque si tú no eres feliz, difícilmente tu hijo lo va a ser, eso es así, ayudarle a crear redes de afecto con amigos, familia, vecinos.., fomentar su autonomía, etc.

Está dirigido a niños de 6 a 9 años, por eso, de momento, lo leemos con V. Ya os digo que leer estas cosas le viene bien a cualquiera, sobre todo si está dando sus primeros pasos en esto de la inteligencia emocional.

¡Feliz comienzo de semana!

 

 

 

Comenta, comenta